Seguidores

jueves, 8 de diciembre de 2011

Mañana será otro día, otro día igual

Y es que hace falta que venga a Badajoz un gran amigo el cual no veía hace mucho tiempo para que pueda pasar un día sin pensar en todo lo que tengo encima. La vedad que esta pausa hacia falta, lo malo es que este día de hoy a sido como todos los anteriores al día de ayer, monótono. Nadie se preocupa, nadie me busca, y eso es algo que se desde el día que quise irme de esta ciudad, aun me lamento del día que decidí volver creyendo que alguien aquí me echaba de menos. La vida es un camino de decisiones, unas son buenas otras malas, unas conllevan agradar y otras molestar, ¿mi camino? desde luego que se a visto influenciado por las decisiones de otros de los cuales no siento rencor, pero si espero que el tiempo ponga a cada uno en su lugar, que es lo que suelen decir.



No hay comentarios:

Publicar un comentario